martes, 28 de diciembre de 2010

DESPERTAR.


Cada mañana al despertar nos reinventamos en un vano intento de resucitar. Pero tan sólo conseguimos reeditarnos: la misma identidad en una versión diferente.

.

2 comentarios:

Temujin dijo...

Bueno, creo que cada día es diferente, único y especial. Como se lo tome uno dependerá de su visión de la vida. Pero es importante intentar conservar la ilusion... Un abrazo

Romek Dubczek dijo...

Hola, llegué aquí por casualidad, leí tus texto y me gustó. No quería irme sin saludarte y desearte un Feliz Año Nuevo. Un abrazo :)